Helados veganos.

Sí, habéis leído bien.  Helados veganos: sin leche de vaca ni de cabra ni de ningún otro bicho y sin huevos.  O sea, una vez más aptos para los alérgicos a todos estos productos y también para los que han elegido ser veganos.  Y no estoy hablando de polos de hielo hechos con leche de soja y cola-cao disuelto, no… Estoy hablando de los helados cremos y ricos de verdad, de los que se deshacen deliciosamente en la boca y te chorrean hasta por los codos a la que te descuidas.  Libres de colesterol y con un tercio de las calorías que suele tener un helado normal.  ¿Qué más podemos pedir?

Sigue leyendo

Entradas viejunas.

Mis planes de hacer helados a tutiplén este verano se fueron al traste junto con muchas otras cosas así que lo único que puedo hacer en este momento para que tú, que te has quedado sin vacas en agosto y uno de tus pocos placeres es leer blogs con recetas refrescantes no te me aburras mucho, es dejarte con algunas entradas viejunas de helado.  Con suerte, a lo mejor cuando las publiqué no me conocías y para ti siguen siendo nuevas.  Haz clic en el nombre del helado para ir a la receta.

Te dejo con un sorprendente helado de mantequilla de cacahuete (riquísimo).

Y con uno de moras, en versión sandwich con galletas de chocolate

¡¡¡ Que aproveche !!!

Y, si te sientes estravagante, prueba este de cerveza negra.  Me quedé con ganas de intentar otras versiones, espero tener algún día la oportunidad.

Ah, y si os ha gustado el tema heladero, no os perdáis estos stupendos moldes  que tenemos en “La Tartienda” para hacer vuestros propios helados tipo MAGNUM en casa.  Vuestra familia VA A ALUCINAR.  Con ese acabado tan profesional e imponente…

Molde para helado tipo Magnum.

Edito, que me olvidaba el mejor:  ¡¡¡ Helado de donuts !!!  no dejes de probarlo, porfa.

Helado de donuts.

Antes de nada quiero aprovechar para dar las gracias a todos los que me habéis dejado un comentario de apoyo en mi anterior artículo.  No está siendo un año fácil para mí y a veces me fallan los ánimos.  Pero al fin y al cabo esta es mi pasión así que espero seguir publicando de vez en cuando, aunque sea con una frecuencia menor que antes.

Pido también disculpas si no puedo contestar vuestras dudas con la inmediatez que necesitáis, a veces estoy un poco desbordada y no llego a todo.

GRACIAS POR ESTAR AHÍ.  DE CORAZÓN.

Y dicho esto, vamos al lío.  He soñado con este helado desde que lo vi en el blog de Mª José, “pasen y degusten” (haz clic aquí para ver su estupendo artículo sobre los helados).  No he podido resistirme a hacerlo en cuanto he sacado un ratín.

helado de donuts

Sigue leyendo

En busca del bombón helado de café bombón.

Una pregunta: ¿cómo llamáis vosotros a estos típico helados de nata o vainilla de toda la vida que estaban recubiertos de una crujiente capa de chocolate y venían con un cómodo palito de madera para sujetarlos mientras los degustábamos?  En mi familia al menos se conocían como “bombón helado”.  El Magnum Frac de Frigo es uno de los ejemplos más típicos.  (Eran de los pocos helados que me dejaban catar porque como siempre andaba mal de la garganta, a los polos he hielo no me dejaban ni arrimarme por si acaso).

bombon helado

Sigue leyendo

Sandwhiches de helado de moras. Historia de un capricho.

Una de mis primas me dijo hace poco que llevaba años queriendo probar una tarta de chocolate con moras.  Por desgracia mis conocimientos reposteriles no son tan amplios como para tener una receta de ese tipo en mi repertorio.  Me puse a buscar por la web, por los libros que tenía en casa… pero nada me seducía lo suficiente.  No sabía qué hacer hasta que, seguramente inducida por los calores que nos atenazan en este veranito que nos ha tocado en suerte, se me ocurrió preparar algo frío.  Tal vez una tarta de capas de bizcocho de chocolate alternadas con mousse de moras pero la idea no me acababa de convencer, quería algo aún más fresco.  Sólo que medaba una opción:  ¡¡¡ helado !!!  Pero ¿cómo combinarlo con el chocolate?

sandwich de helado de moras y chocolate

Sigue leyendo

Helado de cerveza negra.

Este verano me ha dado por los helados.  Pero no me puedo dedicar a hacer helados normalitos de vainilla, fresa, nata, chocolate, nooooo.  Parece ser que en cuestión de helados soy tan “rarita” como en todo lo demás así que uno de los primeros que he preparado ha sido un helado de cerveza negra.

helado de cerveza negra

Sigue leyendo